Wednesday, 7 December 2011

Pedagogía como ciencia aplicada versus ciencia teórica...


Durante mi escolarización, prácticamente toda mi vida he estado de algún modo escolarizado, he observado los distintos modos y métodos de enseñar por parte de los profesores.
Desde que era niño, pensaba que los profesores deberían reunirse y hablar entre ellos para apropiarse de las experiencias más interesantes y ricas, que luengo aplicarían a sus prácticas respectivas.
Ahora soy profesor y sigo preguntándome dónde están los foros donde podamos compartir honrada y abiertamente nuestras experiencias..
De esto puedo sacar algunas ideas previas:
1º Los profesores son individuos en una sociedad dada.
2º Los profesores tienen objetivos e intereses que pueden divergir unos respecto de otros.
3º Los profesores han sido formados por profesores de donde han aprendido gran parte de sus procedimientos y métodos.
Con esto quiero decir que existe un fundamento práctico sobre el que reflexionar pero que éste, no puede limitarse a un único objetivo. La educación. Antes habrá que acordar los distintos planos en los que la práctica se ve afectada. Sólo identificando qué factores influyen en la práctica podemos acudir al cuerpo teórico que nos ayude a comprender el papel de dichos factores en la práctica.
Cuando se habla de bricolage, es decir, del "hágaselo usted mismo", estamos ante una práctica privativa, similar a cuando se habla de sexo. Es decir, podemos hablar de la intimidad, del amor, de la ternura, de la convivencia, etc.., pero la práctica suele realizarse en la privacidad de cada practicante. No se trata de una práctica colaborativa, o al menos, con conductas donde cada individuo contribuye con una aportación sesgada de la misma. 
La educación, necesita socializar sus respectivas prácticas para garantizar que el aprendizaje de los docentes revierte en una mejora de la misma.
En ese sentido, nos apartamos de las ciencias naturales o de las concepciones cientifico cuantitativistas. 
¿En qué medida la Pedagogía puede ser una Ciencia?. 
Creo que en primer lugar debemos comprender que las ciencias, cuando son diferenciadas entre teóricas o prácticas, estamos haciéndole un flaco favor. La Ciencia siempre es teórica y práctica, si no fuera así no sería ciencia, sería especulación o adoctrinamiento. La Ciencia tiene como obligación el cuestionamiento de sus presupuestos teóricos, probarlos en la práctica y revisar la teoría con lo aprendido. En segundo lugar, una Ciencia de la Educación exige una sistematización de categorías que  se correspondan con razonamientos teóricos explicativos y por ende esclarecedores de las prácticas que se realizan. Esto se encuentra muy relacionado con su grado de desarrollo.
En ese sentido la Pedagogía necesita, aún hoy del tiempo que permita una orientación paradigmática, hacerse con un cuerpo teórico capaz de producir conocimiento pedagógico indistintamente de las prácticas individuales que se realicen. 
Cuando se atribuye a la Pedagogía el calificativo de Ciencia Práctica, sólo se quiere evitar que se produzca lo que se ha producido en la Sociología, es decir, interminables debates sobre el objeto y los conceptos propios de la Ciencia en particular. 
En ese sentido, creo que es inevitable pasar por un período de criba teórica. Ya que la perspectiva sectaria, la que hace huir a la Pedagogía de las ciencias, fuertemente argumentadas, puede encerrar a la Pedagogía en un pozo de prácticas convenientemente afectas a determinados principios o valores preexistentes en la sociedad. O dicho de otro modo, con la pretensión de hacer una ciencia práctica se termina haciendo una práctica cuyo valor nominativo, como ciencia, queda interpretado por valores y sistemas de creencias que las dirigen. Se convertirá en una herramienta del poder y no una herramienta de cambio. Aprender es, sin la menor duda, responder al cuestionamiento de la realidad dada. "Y esto... ¿por qué es así?". 
Finalmente y para no cansaros con mis reflexiones. Quisiera decir que la Pedagogía contribuye teóricamente a deslindar los conceptos de Aprender, Educar e Instruir. Dicha distinción conceptual implica varios enfoques metodológicos. Se me ocurre, a voz de pronto, según el procedimiento de interiorización:
- La instrucción o asimilación mecánica, no cuestionada, propia de las sociedades donde lo que se aprende constituye una reproducción de lo dado. 
-Aprender o interiorizar modos y procedimientos para el manejo de conocimientos, evaluación de significados y conocimientos. 
-Educar, adquirir sistemas de valores que permiten auto construir el significado de los conocimientos, actitudes y aptitudes.
Gracias a todos por vuestras aportaciones que sigo con mucha atención.


No comments:

Post a Comment

Gracias por sus críticas y sugerencias.