Thursday, 9 January 2014

El problema del orden mundial (I). Aproximación


Asistimos, no sin gran desconcierto, a un cambio histórico en el orden social, político y económico mundial.
Es difícil describir, en pocas palabras, el grado de complejidad que toman las variables ínter vinientes y nos obliga a elegir una posición desde donde explicar dichas ínter relaciones. Así que tomaré una visión que no me haga  perder la visión global. Al menos esa es mi intención analítica.
Quisiera manifestar que desde la teoría de los "tres mundos", ampliamente utilizada en los años 60 y 70, surgida en el entorno de la guerra fría y expuesta como una tercera vía a la inminencia de la guerra atómica mundial, han cambiado las condiciones sociales, políticas y económicas en las que esta teoría funcionaba y tenía justificación.
La expresión de política de los "tres mundos" era la alianza de los países "No alineados". Países que tenían un peso económico basado, en aquel entonces, en la capacidad para incidir sobre el precio del petróleo y ser, mayoritariamente países proveedores de recursos naturales, con carencias significativas en su grado de desarrollo tecnológico, en su desarrollo social y estancamiento político.
Las cosas han cambiado. Hay un cambio en la correlación de fuerzas internacionales y también hay un cambio en las estrategias geopolíticas, incluso en los medios y los instrumentos de actuación bélica internacional.
 Si analizamos el comportamiento de la política internacional no podemos dejar de observar cómo se pone en marcha distintas estrategias que combinan varias políticas combinadas. La política financiera, la política monetaria, la política comercial, la política institucional, tanto interior como ínter territorial, todo ello decorado por una política de intervención militar discrecional.
Como resultado de la guerra fría, parecía quedar despejado el camino para el éxito de la gran superpotencia pseudo vencedora, los E.U.A. Pero el escenario ofrecido por las naciones del Extremo Oriente, el atractivo que ofrecía la financiación de la producción internacional en los países orientales (Corea, Japón, China, Vietnam, Tailandia, Taiwan, Birmania, etc..) y más tarde, no sin un ímpetu similar otras (la India, Brasil y otras..) hoy llamadas "en desarrollo" o "economías emergentes". Lo cierto es que no existe una estrategia internacional única y el peso de las nuevas naciones emergentes supone un cambio, cada vez más significativo en la correlación de fuerzas para el ejercicio de cada una de las políticas mencionadas anteriormente.
Se plantea varios problemas a la luz de este escenario.
1º El papel de las naciones y por ende de los Estados para actuar en dicho escenario.
2º La dificultad de definir los intereses de clase con una política internacional.
3º El problema de las alianzas para intervenir eficazmente en favor de una orientación favorable del proceso de decisión de las políticas internacionales.

No comments:

Post a Comment

Gracias por sus críticas y sugerencias.